BIGtheme.net http://bigtheme.net/ecommerce/opencart OpenCart Templates
Home / Salud / Cambios en la visión durante el embarazo

Cambios en la visión durante el embarazo

vision-embarazo_2.jpg-700x438

Sí. Durante el embarazo experimentas una infinidad de cambios y algunos de éstos pueden afectar tus ojos y tu vista. Entre éstos se incluyen los cambios hormonales, así como los que ocurren en tu metabolismo y en tu circulación sanguínea.

Otro de esos cambios es la retención de líquidos, la cual puede causar que tanto el grosor como la curvatura de la córnea de tu ojo, incrementen ligeramente. No es algo drástico, pero puede afectar la manera como ves con lentes o con lentes de contacto.

Si sientes que tu visión cambia durante el embarazo, seguramente será algo menor. Es por ello que la cirugía láser no es recomendada durante el embarazo. Tampoco es un buen momento para para invertir en un nuevo par de lentes.

La mayoría de las mujeres que experimentan estos cambios, sienten que están un poco más cortas de vista que antes de quedar embarazadas. Si usas lentes, hay pocas posibilidades de que necesites cambiar de graduación.

En la mayoría de los casos, los cambios son temporales y tu vista volverá a su normalidad unos meses después de que nazca tu bebé. Es muy recomendable que te hagan una revisión si crees que tu visión ha cambiado demasiado.
¿De qué otra forma podría el embarazo afectar mi visión?

Tal vez, durante el embarazo y la lactancia, sientas los ojos más secos e irritados. Esto, además de los ligeros cambios en la forma y grosor de la cornea, podrían contribuir a que sientas molestias al usar los lentes de contacto, que antes te quedaban bien.

Algunas cosas pueden mejorar o empeorar durante el embarazo. Por ejemplo, el glaucoma algunas veces mejora durante el embarazo, así que tal vez podría ser necesario hacer ajustes en la dosis de tu medicamento. Si tienes glaucoma y estás planeando quedar embarazada, tu doctor podría disminuir la exposición del bebé a la medicina, dándote las dosis más bajas posibles.

Sin embargo, si tienes diabetes consulta un oftalmólogo antes de quedar embarazada y durante las primeras semanas del embarazo para que te monitoree y se asegure que no se dañen los vasos sanguíneos en tu retina. Esta situación, llamada retinopatía diabética, generalmente empeora durante el embarazo, así que podrías necesitar revisiones oculares más frecuentes en el embarazo y durante algún tiempo después del parto.
¿Cómo se pueden aliviar los ojos secos?

Pregunta a tu doctor por ciertos remedios que hay en el mercado para aliviar los ojos secos. Algunas de las gotas que se venden pueden funcionarte pero otras tienen ingredientes que podrían no ser seguros durante el embarazo. Es por eso que es mejor que tu doctor te recete un tratamiento adecuado.

Si usas lentes de contacto, trata de usarlos por periodos más cortos de tiempo. Y si eso no te sirve de mucho, quizás podrías usar lentes de armazón hasta que nazca tu bebé.

Es muy aconsejable que hagas pausas frecuentes cuando uses la computadora. Mirar un monitor por largos periodos de tiempo podría hacer que parpadees menos y eso puede agravar la sequedad e irritación de tus ojos.
¿Podrían los problemas de la visión relacionarse con un problema serio?

Sí. Los problemas en los ojos podrían ser señal de algún problema en específico durante el embarazo. La presión alta o la preeclamsia, por ejemplo, pueden causar molestias en la vista. Asegúrate de informarle a tu doctor de inmediato si tienes alguno de los siguientes síntomas:
Visión doble
Visión borrosa
Sensibilidad a la luz
Pérdida temporal de la visión
Ver manchas o destellos de luz

También llama a tu doctor si notas hinchazón alrededor de los ojos, ya que es otro síntoma que puede presentarse con la preeclamsia. Dolor de ojos y ojos rojos también requieren una llamada a tu médico.

About Raul Mendoza